Ante la creciente presión de autoridades y patronales para que impulse un paquete de ayudas directas que contribuya a paliar los problemas de solvencia empresarial que comienza a desatar la crisis del Covid-19, en los últimos días el Gobierno, que asevera que ultima un plan en este sentido, viene defendiendo que ya lleva casi un año adoptando medidas de apoyo. Estas, destaca, incluyen garantías de liquidez, el uso de los ERTE y la prestación por cese de actividad, o la concesión de transferencias extraordinarias a regiones y ayuntamientos para que sean ellos quienes se ocupen de subvencionar al tejido productivo más cercano. En este contexto, el Ejecutivo publicó ayer un informe pormenorizado por cada comunidad y ciudad autónoma cuantificando la asistencia prestada en cada territorio, y detallando el calado de cada uno de sus programas de actuación.

Leer la noticia completa – click aquí